Archivo para 30 marzo 2012

30
Mar
12

crítica

www.gal-art.com

Dice el crítico Torres Olivas, que hay gentes que necesitan explicar sus obras de arte, lo cual viene a demostrar, más o menos, que no se han sabido explicar con los pinceles, y entonces necesitan de títulos y leyendas. Como si un autor de los dibujos en los periódicos precisase de densas explicaciones. Le diríamos, escribe artículos pero no los dibujes, porque algo sobra. Y todo esto a cuento de la obra de Carmen Mansilla, que pinta bien, nos cuenta sus historias, expone sus argumentos, pero todo ello con los pinceles y el óleo. No necesita más. Ahora viene a demostrarlo de nuevo con su exposición de la galería Salduba, de Zaragoza, entre los días 27 de marzo y 9 de abril.

                                                                                                                  Paraisos escondidos

No es sencillo conseguir lo que esta artista logra, con una especie de realismo muy propio, pero sin llegar nunca a los “ ismos” estos que suelen estar de moda una temporada, para luego en el santo olvido. Realista en temas y argumentos, realista en la aplicación de los colores, en la creación de ambientes, y en la forma de estar al corriente y contemplar la realidad.

Sus obras producen emociones y sensaciones, todas ellas contenidas en el breve espacio que puede contener el marco, y al espectador le deja la conclusión, pues el desenlace queda muchas veces a la propia interpretación. Los retratos de niñas tristes rodeadas de libélulas, los blancos paneles algo sucios, como si quisieran manchas la inocencia de las modelos, las niñas que quieren calzar zapatos de alto tacón, como en una falsa huída de la juventud. Todo esto queda reflejado como en una oscura pesadilla, o sin exagerar, en una situación de duermevela que no quiere despertar.

Hay vida en la obra de nuestra pintora. Parece que quiera escapar de los tiempos angustiosos, pero eso no quiere decir que rehúya la situación que afronta, vista quizás con las caras de sus niñas. En un dibujo muy actual, hay un óleo de lo más templado, hay quizás otros materiales que nos trajo la modernidad, hay también una densa atmósfera, una realidad a veces soñada o a veces recordada, y también creemos reconocer en las historias reales o inventadas algo de las propias existencias misteriosas de las modelos, o tal vez de la misma artista, ya que no hay autor de cualquier arte que no se autorretrate, al menos una vez. Y como creo que ya he dicho alguna vez al referirme a Mansilla, lo que no logro encontrar, y eso es reconfortante, es ningún falso ceremonial, ni falso artificio, lo que sería casi tanto como una falsedad, o al menos un ponerse en situaciones que nunca la convienen.

PEDRO J. ORTEGA

19
Mar
12

Entrevista

IMG_6435